Llumí, que significa “Cerilla” en catalán, es una gama de vinos que ofrecen una excelente introducción a la filosofía de Celler Alimara. Elaborados a mano, a escalas reducidas con un estilo afrutado que combina con todo tipo de alimentos. Son vinos amables, sin pretensiones, pero que gozan de gran calidad, por lo que satisfacen los paladares tanto de los clientes casuales como de los más expertos.

 

BACK